La economía, productividad y el empleo dominicano

En la República Dominicana en los últimos días se han ofrecido opiniones que intentan dar cuenta que el único responsable del alto nivel de empleo informal, vale decir también de la economía, es el partido que ha gobernado los últimos 10 años.

Específicamente el Consejo Nacional de la Empresa Privada (CONEP), afirmó en voz de su presidente, señor Manuel Diez, que el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) es el responsable de que el empleo informal haya alcanzado un nivel que ronda el 55.0%. Pero, ¿es ese porcentaje un fenómeno nuevo en el país?

Al margen de las motivaciones que el CONEP pueda tener para afirmar lo dicho como es el caso de la discusión sobre el código laboral; e incluso extrapolar el juicio externado hacia el bajo nivel de productividad que supuestamente tiene la economía dominicana; para quien suscribe resulta impreciso y lamentable que un fenómeno como el empleo informal se quiera reducir a la única variable de la falta de políticas públicas por parte del PLD, cuando la propia Organización Internacional del Trabajo (OIT) reconoce que eso es un problema histórico y multicausal en América Latina, África y Asia.

En esas latitudes, el empleo informal no agrícola es de 80.0% en África, 65.0% en Asia y 48.0% en América Latina, y como causantes principales están los bajos salarios, nivel educativo precario, procesos migratorios, las crisis económicas internacionales y locales, entre otras razones. De manera que el empleo informal geográfico en el mundo es un problema persistente, casi mundial, y no un fenómeno dominicano, atribuido solo a una variable y a un solo partido político.

Para robustecer nuestra afirmación, me permito ofrecer algunos datos que evidencian nuestro juicio y abordan algunos aspectos de la estructura del empleo y el valor de la productividad en la República Dominicana.

Año Empleo formal Empleo informal Productividad del empleo Tasas de crecimiento  de la Productividad
2001

46.3

53.7

8,327

2002

45.3

54.7

8,108

-2.6

2003

46.6

53.4

6,711

-17.2

2004

45.1

54.9

7,184

7.0

2005

45.4

54.6

10,680

48.6

2006

45.2

54.8

10,777

0.9

2007

45.7

54.3

11,980

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

11.1

2008

44.4

55.6

12,988

8.4

2009

44.4

55.6

13,273

2.2

2010

44.5

55.5

14,077

6.0

2011

44.1

55.9

14,574

3.5

2012

43.9

56.1

15.069

2.4

2013

44.9

55.1

15,374

1.9

Como puede apreciarse en el cuadro, en los últimos doce (12) años la magnitud del empleo formal e informal ha permanecido en el rango del 45.0% al 55.0% de la composición del empleo en la República Dominicana, y como se sabe dentro de ese periodo también gobernó el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), durante los años 2000-2004, el resto le corresponde al PLD.

De manera que solo ese dato es revelador de que la afirmación del CONEP no tiene sustento en la evidencia estadística dominicana; y que por el contrario va en la dirección de apoyar la aseveración de la OIT, en cuanto a que la informalidad en Latinoamérica es persistente.

Respecto a la productividad de la economía dominicana, esta vez reducida al tema del empleo, por ser la materia del CONEP, el mismo cuadro también es indicativo que la productividad, medida por la relación entre el valor del Producto Interno Bruto (PIB) en dólares corrientes y el número de empleados en el país durante la serie de años presentado no ha sido negativa, a excepción de los años de la crisis bancaria local y sus ramificaciones.

La tasa de crecimiento de la productividad laboral de la economía dominicana durante el periodo 2006-13 se movió de 0.9% a 11.1%, para promediar un crecimiento anual de 4.6%.

En las seis (6) principales economías de la región de Latinoamérica (Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México y Perú) para los años 1990-2005, esto es antes de la crisis internacional del 2007/08, la productividad osciló entre 0.2% a 3.4%, por lo que podría suponerse que luego ese rango no cambió en forma positiva, al menos en los años posterior a la crisis.

En términos de valores absolutos, la productividad del empleo en el país en el 2001 era de US$8,327, en el 2007 de US$11,980, y en el 2013 de US$15,374, para un cambio positivo de casi el doble, al situarse en US$7,047 la diferencia aritmética. Obsérvese, que durante los gobiernos del PLD esa productividad nunca disminuyó respecto al año anterior; en cambio durante el del PRD sí.

Lo anterior sugiere que pese al alto nivel de empleo informal dominicano, la eficiencia del empleo no se ha visto afectada; aunque ello no quiera decir que la productividad no pueda ser aumentada si se reduce la informalidad y se abordan otros factores estructurales de la sociedad dominicana; de todos modos a los fines de poder comprobar esa aspiración habría que esperar el comportamiento de los datos en el futuro.

Enfáticamente podemos afirmar que la posición del CONEP de atribuirle al PLD el alto nivel de empleo informal es solo un discurso vacío, que probablemente procure otros objetivos encubiertos.

4 pensamientos en “La economía, productividad y el empleo dominicano”

  1. Excelente respuesta a una aseveración mal sana. Aunque la persona que lo plantea no merece el menor respeto, usted le responde como se debe con altura y con la mejor arma la información oficial del un Organismo, desligado del gobierno, para que no digan que son datos amañados. Muy buen artículo como siempre

  2. Excelentes aportaciones que haces con este articulo porque deja ver con claridad que el fondo que subyase en el comentario mal sano de este grupo y que todos conocemos responde solo a sus interes y no al bien de la nacion, sobre todo al conocimiento de la verdad de las cosas.
    Felicidades!!!

Los comentarios están cerrados.